Make your own free website on Tripod.com

Mienai Chizu

 

Introducción

 

Inuyasha y compañía han destruido por completo a Naraku, aunque al momento de su muerte sucede algo extraño de manera que hace que todo inicie de nuevo... pero algo sucede con todos!!!¿qué será?

 

Prólogo de una dura batalla antes del inicio

 

Se podía apreciar a simple vista que el cielo estaba oscuro, parecían como si las nubes se hubiesen tragado el cielo... no se podía saber cuando era día o noche; las nubes oscuras de energía negativa abundaban por el lugar... por el lugar del Sol naciente; claro, en una época remota... 500 años atrás.

 

El Sengoku, época en la cual se ubicará esta historia... está pasando por momentos criminales... un ser de inframundo estaba en la batalla del destino en contra de su peor enemigo... un hanyou inu de cabellos plateados, ojos dorados y curiosas orejitas estaba peleando como nadie en el mundo.

 

Se podía observar que la batalla se estaba dando en medio de un bosque, muchos demonios de todos los colores, tamaños y formas aparecían y atacaban al hanyou... pero no estaba solo, sus amigos los ayudaban...

 

Uno de ellos se apreciaba que era un monje que usaba un báculo y su mano derecha por cierta maldición familiar, una chica con un enorme boomerang, un pequeño zorro que lanzaba ataques pero terminaban de ser trucos y por último... una chica que no parecía ser de esa época, vestía con ropas fuera de lo común en esa época... en sus manos tenía un arco y en su espalda un carcaj con flechas.

 

La batalla era bastante dura, Naraku atacaba a Inuyasha mientras que Kanna y Kagura peleaban con el resto... además de ellos, estaban otras dos personas mas... uno era un youkai lobo que parecía haber sido herido y estaba recargado en un árbol, el otro ser era realmente hermoso... también era un youkai pero inu, ojos dorados, cabellera plateada y una Luna creciente en su frente....

 

Inuyasha y compañía aun no podían derrotar por completo a Naraku, ya que éste a cada momento se regeneraba o sus extensiones lo ayudaban un poco.

 

Naraku: ju, es mejor que se rindan, es imposible acabar con el gran Naraku.

Inuyasha(furioso) feh! ya lo veremos Naraku!!!! TE ACABARÉ!!!!!!!!!

Sango(atacando a los demonios): por mas que lo intentemos no podemos deshacernos de estos demonios.

Miroku: quisiera usar el Kazaana pero esas abejas de Naraku me lo impiden.

Kagome(lanzando flechas): no hay que rendirnos hemos llegado muy lejos para dejarnos llevar por esto!

Shippo: tienes toda la razón Kagome!

Kagura: jajajaja! Es imposible!

Sesshoumaru(en voz baja): detesto que mi estúpido hermano se quede con el crédito... atacaré!

 

Entonces el hermano de Inuyasha desenvaina su colmillo sagrado y salta.

 

Sesshoumaru: la cabeza de Naraku es mía!

 

Y ataca con todas sus fuerzas, cual viendo la sorpresa para el youkai que recibe una herida... Inuyasha se queda sin palabras y su hermano cae al piso.

 

Inuyasha: veo que quieres jugar retas...

Naraku: ya lo dije... nadie me puede detener!!!!!!

 

Los demonios comienzan a atacar a todos, los presentes no sabían ya que hacer... las cosas se estaban complicando de gran manera....

 

Kagome: Inuyasha! Utiliza tu Bakuryuu-han!

Inuyasha: tonta! eso no servirá de nada!

Kagome(prepara una flecha): hazlo!

Inuyasha: de acuerdo!

Kagome(sonríe y piensa): bien, luego de esto...todo volverá a la normalidad...

 

La miko ya tenía su arco preparado... Inuyasha comienza a concentrarse para poder usar su colmillo de acero. Naraku observaba divertido la escena mientras prepara otro ataque...

 

Los dos estaban muy concentrados y el resto de los presentes observaban lo que iba a pasar... sabían que ellos iban a derrotar a ese ser que les hizo pasar por todo, engaños, muertes, desconfianza, tristezas, etc...

 

Inuyasha: prepárate Naraku, BAKURYUU-HAN!!!!!!!!

 

Una gran ventisca se forma y corre a toda velocidad... Kagome por su parte lanza la flecha; había concentrado todo su poder en ella... la flecha forma una barrera de color lila y se encamina junto con el ataque de Inuyasha...

 

Naraku: no lo logran...

 

Cual va siendo la sorpresa del demonio hanyou que comienza a desintegrarlo poco a poco... Kagura y Kanna se quedan sin palabras a lo que ven...

 

Naraku: maldito Inuyasha......pero esto.... no.... acaba.....

 

El último fragmento de la perla queda libre y cae lentamente al suelo.... Kagome lo toma....

 

Kagome: hemos... ganado...

 

Pero en ese mismo instante una gran ventisca se forma y todos tratan de escapar.

 

Sesshoumaru: esto...

Inuyasha: tenemos que escapar!

Kouga: ....

 

Y las ventiscas son mucho mas fuertes... al fondo estaba Kikyo con un arco preparado....

 

Inuyasha: Kikyo??

Kikyo: Inuyasha, es mejor que te vayas conmigo al infierno de una buena vez!!!!!!! Muere!!!!!!!!!

 

Todos se quedan sin palabras, era algo inesperado el acto de aparecer de Kikyo, ésta sin pensarlo dos veces lanza la flecha hacia el hanyou... éste parecía estar en trance y no mueve un músculo.

 

Kouga: Inuyasha! Muévete!

Miroku: pero...

 

Inuyasha no se movía y la flecha llega... éste siente como atraviesa su corazón y de la fuerza con la que venía le hizo llegar hasta el árbol cercano donde queda ahí... como Kagome lo había encontrado por primera vez...

 

Kagome(con lágrimas): INUYASHA!!!!!!!!!!!!!!!!!! IIE!!!!!!!

Sesshoumaru: humana....

Kikyo: ....

Sango: maldita Kikyo! Como te atreviste?

Kikyo: Kagome... dame la shikkon ahora mismo...

Kagome: demo...

Kikyo: hazlo!

 

Kagome le da la perla... aun todos estaban viendo a Inuyasha de nuevo en el árbol sin vida... Kagome por su parte estaba horrorizada.

 

Kagome(pensando): Inuyasha.... no...

 

Kikyo había usado la perla para detener la ventisca que se había formado por la reacción del ataque de Inuyasha y Kagome hacia Naraku... un gran resplandor cubre la zona y parecía que todos no logran escapar...

 

Kikyo había muerto(o mejor dicho muerta de nuevo) por el ataque y de forma misteriosa la perla había desaparecido... Inuyasha yacía en el árbol bajo ese hechizo o sueño eterno.... todo el lugar estaba vacío... no había nada, nadie... el resto de igual forma habían desaparecido...

 

En un lugar fuera de lo común... se podía ver que Kagome  caía como a un vacío... sus ropas no la cubrían y sus ojos estaban a punto de cerrar y al mismo tiempo estaban llenos de lágrimas...

 

Kagome: Inuyasha... no me abandones.... debemos de ser felices... toda la eternidad....

 

La miko seguía cayendo a un abismo... no se podía saber lo que iba a suceder, no se sabía si iba a ser algo bueno o.... malo, solo el destino sabía y nadie mas...

regresar