Make your own free website on Tripod.com

Capítulo II: youkai inu y youkai ookami, ¿rivales?

 

Sesshoumaru había tomado la mano de Kagome mientras se dirigían a la sala principal para el banquete que a continuación iba a dar inicio, la chica por su parte se sonroja un poco y trata de no hacerlo notar.

 

Cuando ambos llegan a esa sala... todo estaba verdaderamente arreglado, pero para la sorpresa de  Sesshoumaru... alguien a toda velocidad llega y besa de forma educada la mano de Kagome, el youkai inu se pone muy serio.

 

- Es un honor estar aquí presente, Kagome- dice una voz masculina.

- Kouga-sama, es un honor verlo de nuevo por aquí- saluda Kagome con una sonrisa en sus labios.

- Buenas noches- contesta seriamente Sesshoumaru,.

 

Entonces el chico de cabellos azabaches y ojos azules, observa divertido a Sesshoumaru, del modo que...

 

- Pero si es Lord Sesshoumaru...- se lamentaba el lobo de forma sarcástica- que mala suerte tuve en esta ocasión, yo que pensé que esta noche la iba a pasar  SOLO con Kagome.

- O.O- Kagome por su laso no sabía qué decir.

-Que falta de modales tiene, realmente se nota que es un ookami, estoy aquí por asuntos de suma importancia- dice como si no le importara y cruza sus brazos.

- Yo de igual forma, vengo a pedirle la mano a Kagome- dice sonriendo Kouga.

- Perdón?- dice un Sesshoumaru un poco alterado del modo que levanta una ceja- Escuché bien?

 

Ambos youkais se miraban de manera fulminante, Kagome no sabía que hacer ni que decir, solo observaba a un ser molestando a otro que evita molestarse.

 

- Emm...- Kagome se interpone y los mira con una sonrisa nerviosa- disculpen pero el banquete nos espera... debemos de seguir hablando sobre este asunto.

- Estoy de acuerdo con Kagome-san- dice Sesshoumaru mientras guardaba su compostura.

- Y después...- comenta Kouga mientras toma la mano de Kagome- ambos nos podemos quedar a solas? Pues es de importancia...

 

Pero Sesshoumaru toma el brazo de Kagome y ésta no dice nada... Kouga se molesta un poco y sigue a la pareja del modo que Kagome se sienta en medio de ambos seres(pobre... aunque yo me quedaría con Sesshy!!!!!).

 

- Bueno... ya que estamos aquí, aunque.. falta uno...- habla la chica de Honshu y se queda extrañada.

 

La chica gira su vista varias veces para ver si no faltaba nadie...

 

- Pues no está presente, ya lo dije, ese Naraku es sospechoso- Kouga dice mientras su rostro muestra una mirada de desaprobación.

- Eso es mas viejo que nada...- el inu youkai por su parte toma un poco de aire.

- Disculpen, pero hay que tomar en cuenta que Naraku-sama proviene de la región mas alejada de las cuatro islas- dice Kagome un poco preocupada.

- No importa, solo quiero decir que ese tipo siempre está buscando problemas, ha atacado a mi gente varias veces- parecía que Kouga estaba un poco molesto.

- Y que debo de decir yo...- interviene el Lord de Hokkaido- ha habido reportes sobre eso, aunque gracias a mis hombres los detienen con facilidad.

- Al menos aquí no ha pasado nada, solo he visto youkai de diferentes razas por aquí, si se supone que es una zona donde habita por completo los humanos- dice Kagome un tanto pensativa.

- En ese caso, Kagome-san...- comenta el Lord.

-Onegai!- Kagome no deja terminar al youkai y le sonríe- estamos en confianza, no con tanta formalidad.

- Si eso es lo que desea Kagome, con gusto- Kouga hace una leve inclinación.

 

A Sesshoumaru le costaba un poco de trabajo, siempre trataba a las personas con demasiada formalidad.

 

- Sugiero que el Shikkon esté con mayor vigilancia- propone el youkai de ojos dorados.

- Sino la guerra se producirá- el lobo, no aguantó ni un instante de imitar la fría voz del youkai, lo que provoca casi la desesperación por éste.

- Una más y muere... ¬¬- piensa Sesshoumaru y lo mira de forma fulmimante.

- u.u gracias, ya me lo sé de memoria- habla Kagome-... no se preocupen el Shikkon estará vigilado a toda hora, además... quiero evitar a toda costa la guerra.

- Así se habla hermosa Kagome- dice Kouga sonriente como siempre.

- Kouga-sama acaso nunca lo enseñaron a cerrar el hocico cuando es necesario?- Sesshoumaru dice ya perdiendo la compostura.

- Ah...- Kouga suspira y mira de forma divertida a su rival inu- no eres rival para mi, serás el mejor estratega en cuanto a lucha pero en el amor.... eres un fiasco... u.u

 

Kagome se siente chiquita ante eso, no soportaba ver a esos dos hablar de esa forma, pero en el caso de Sesshoumaru, fue un golpe bajo del modo que cierra sus puños y lo mira con una mirada muy mal...

 

- No tienes otra cosa de que hablar?- dice con las ganas de ahorcarlo en ese instante.

- u.u y de nuevo gano, siempre doy en el blan...- dice Kouga en tono triunfante pero...

 

No termina de hablar cuando siente una espada cerca de su cuello.

 

- Pobre ti si de nuevo abres ese hocico- Sesshoumaru lo mira de forma amenazadora.

- Quien diría... tan rectos y ahora parecen unos niñatos  berrinchudos- dice una divertida Kagome.

- Lucharía contigo pero quiero tener paz esta noche al menos- Kouga hace a un lado la espada y se arregla un poco sus ropas.

- Primera vez que concordamos en algo- el inu youkai envaina su espada y trata de tranquilizarse.

- Kami... mejor disfrutemos esto no? creo que nos hemos salido ya mucho del asunto- Kagome los tranquiliza mientras los invita a sentarse en la mesa.

 

Ambos asienten al mismo tiempo y deciden cenar, el banquete de esa noche era un manjar y todos quedan maravillados ante ese buen festín; cuando termina dicha cena ambos siguen hablando.

 

- En fin, entonces ya está decidido... mientras el Shikkon siga unido no habrá problemas- comenta Kagome tras terminar una taza de té, Seshsoumaru y Kouga tenían una copa de sake en sus manos.

- Si... aunque, hay algo que se me olvidó decir- Kouga cambia su mirada por una más seria, lo que deja curiosos a los otros dos presentes.

- De seguro que otra tontería...- dice irónicamente Sesshoumaru mientras Kouga se molesta un poco ante eso.

- Iie, en los últimos meses en Shikoku hay robos de objetos de gran valor... demo, hace tres semanas exactamente esos robos cesaron- dice Kouga más serio que de costumbre.

- Y eso, qué tiene que ver?- comenta el Lord sin tomarle importancia.

- Pues un ladrón de gran fama anda suelto por ahí y parece ser que es quien ha causado esos robos- dice molesto el lobo.

- Y sabes como es? – Kagome por su lado, parecía interesada en las palabras de Kouga.

- Ni idea... solo dicen que es realmente hábil y....- mira por unos instantes a Seshsoumaru-su arma es sin duda alguna una espada forjada de los colmillos de un inu youkai.

- Que insinúas?... a decir verdad, sé algo de eso... solo que no sé como alguien de esa clase posea ese tipo de espada...- dice Sesshoumaru un tanto molesto a la mirada de Kouga.

- En ese caso... Kouga-kun, envíame cuando puedas dicha información, de acuerdo?

- De acuerdo- acepta el lobo tras quedar de acuerdo con Kagome.

- Y bueno... que tal si mejor de los asuntos de gobierno pasamos un poco a diversión.

- Por eso me gusta venir aquí- dice divertido Kouga.

- ¬¬U- Sesshoumaru solo se limita a mirarlo feo...

- Jejejejeje...u.uU

 

De esa forma comenzaron a cambiar un poco la conversación, realmente ambos se llevaban bien.. no solo en el sentido de relación entre islas sino... en todos los sentidos(aunque hay cierta rivalidad por ahí ¬¬U).

 

Mientras continuaba la noche, Kouga de pronto se levanta.

 

- Bueno creo que lo mejor sería que le entregara un pequeño presente para ti.

- O.o pre... presente?- dice Kagome un tanto extrañada pero una mirada asesina de Sesshoumaru no se salva.

- …..

- Ajá, espero que te guste- dice Kouga mientras en su interior parecía burlarse de Sesshoumaru.

 

Y al decir eso junta sus manos y da una pequeñas palmadas del modo que algunos de sus hombres se reúnen y no tardan mucho en regresar con algo no muy grande.

 

- Bueno- se aclara la garganta- esto es algo poco común por Shikoku.... es un ser bastante difícil de atrapar pero lo traigo aquí, como un regalo para Kagome.

- Nani? Qué es...?- pregunta Kagome muy curiosa al ese regalo.

- Señores...

 

De esa forma, de una jaula aparece una pequeña gatita de color crema con rayas negras y sus ojos eran saltones y de color anaranjado.

 

- Un gato de las montañas de fuego?...- dice sin palabras el inu youkai a lo que veía.

- Así es- asiente Kouga.

- Es muy lindo! Domo arigatou!

 

Sin pensarlo dos veces se acerca hasta la jaula y la abre, el animalito se deja agarrar con facilidad, algo que a Sessh y Kouga los deja perplejos.

 

- Según sé estos animales son difíciles de tratar- dice Sesshoumaru helado a lo que veía, Kouga igual.

- O.O cierto...

 

Kagome abraza con ternura al animalito mientras éste ronronea un poco.

 

- Jejejeje creo que te pondré Kirara!

 

La chica se acerca a ellos y les acerca el animal.

 

- Es muy lindo, por qué no lo acarician un poco?

 

Ambos youkais dudan, Sesshoumaru iba a tocarlo cuando... el animal se pone serio y gruñe... Kouga se aleja un poco.

 

- Ah caray, si que tiene genio!- Kouga mira de forma desconfiada a Kirara.

- ....- Sesshoumaru se limita a verlo un poco alejado.

- Veo que no les cae bien- dice Kagome extrañada mientras tenía en sus manos a una Kirara que no dejaba de ronronear.

 

Los tres siguieron charlando un poco hasta que... Sango de pronto llega a la sala, iba vestida con su traje de exterminadora y su gran boomerang lo lleva a su espalda, estaba muy agitada.

 

- Qué pasa Sango-san?- dice Kagome extrañada ante la aparición inesperada de su dama de compañía.

- Yo... disculpa... demo... ha habido... un... ataque...- comenta la chica con una respiración entrecortada por la agitación.

- Ataque?- el lobo no entendía nada del asunto.

- Unas casas se han incendiado...- Sango no toma en cuenta las palabras de Kouga y sigue hablando.

- Nada mas?... u.u- Sesshoumaru no le veía el caso a eso.

- Entiendo, en ese caso, creo que lo mejor sería ver que pasó realmente- comenta Kagome un poco seria.

 

Entonces la chica se levanta de su asiento y hace una reverencia hacia los dos youkais.

 

- El deber me llama.

 

Pero ambos, al mismo tiempo, le toman las manos.

 

- Te acompañamos- ambos seres dicen esas palabras al mismo tiempo.

 

Y se miran de nuevo de forma fulminante, Kagome solo suspira derrotada.

 

Tiempo después Kagome había salido del palacio en compañía de los youkai, Sango los guía hasta llegar a la zona de desastre... todos se sorprenden a lo que sucedía.

 

- Gracias a kami no hubo muertes, pues todos lograron salir a tiempo... solo que observen...- dice Sango al revisar un poco el lugar.

 

Los tres ven el lugar y Sesshoumaru toma un poco de tierra, la huele y luego la deja caer de nuevo al suelo.

 

- Kaze...- sus palabras eran tan suaves que eran poco perceptibles, aunque Kouga parece uqe lo escucha.

- Qué dices?

- Usaron viento para hacer esto- dice Sesshoumaru tras dejar la tierra por completo en el suelo.

- Y entonces... por qué el fuego?- se pregunta la chica de Honshu.

- Ni idea.

- Puede ser por lo mismo, Sango-san sabe que pasó exactamente aquí?- pregunta Sesshoumaru mientras revisa su alrededor.

- Verá Lord Sesshoumaru, se dice que de pronto el lugar comenzó a incendiarse, no hubo testigos y cuando vieron las flamas del fuego, todos salieron huyendo a tiempo- explica la chica.

- Entonces... tendremos que vigilar el lugar de mejor forma- propone Kagome y Sango la obedece.

- De acuerdo, como digas Kagome!

 

Entonces la chica se despide de ellos y al mismo tiempo ambos seres se quedan solos.

 

- En fin, creo que lo mejor sería que regresemos, estás de acuerdo...- comenta Kouga un poco cansado.

 

Y el lobo sin pensarlo dos veces toma la mano de Kagome; claro que ésta estaba mas asustada que halagada, Sesshoumaru por su parte tose un poco... solo para interrumpir la escena.

 

- Ejem... es momento de irnos- dice Sesshoumaru con un tono frío, más que el acostumbrado.

- Es cierto!- para Kagome, era un alivio...

 

Kagome se va caminando junto con Sesshoumaru, claro que este por dentro se sentía contento... Kouga por su lado suspira en tono derrotado y los sigue.

 

Mientras caminan Sesshoumaru se siente un poco extraño, comienza a ver por todos lados.

 

- Sesshoumaru, sucede algo?- pregunta Kagome un tanto rara.

- ... hace unos instantes, no éramos los únicos...- dice Sesshoumaru mientras observa con detenimiento la parte alta de un árbol cercano a ellos.

- Alucinas u.uU- para Kouga, era una ocura de parte del perro.

 

Entonces ninguno no dice más, desde lo alto de un árbol se veía a una silueta con una espada un poco fuera de lo normal, se podía decir que era grande y de ese ser una sonrisa maliciosa aparece; luego, desaparece del panorama.

 

Cuando llegan al castillo de nuevo, Miroku estaba en la puerta de entrada y ve a Kagome.

 

- Me alegro que hayan regresado...- dice Miroku contenta de verla de regreso- Kagome-sama al parecer le llegó un mensaje...

- Un... mensaje, de quién o de qué?- dice extrañada la chica.

- u.u al parecer de la isla Kyushu, posiblemente de Naraku-sama.

- Hasta que a ese tipo le da por aparecer- dice Sesshoumaru.

- Si, de por si es un maldito cobarde...- Kouga parecía que no le agradaba en absoluto ese sujeto.

- En ese caso lo leeré luego, en este instante realmente ando algo ocupada- dice Kagome sin tomar mucha importancia a ese mensaje.

- Si es así... lo mejor es que me retire, de hecho he dejado asuntos importantes en Hokkaido- comenta Sesshoumaru.

Kouga: creo que estoy en las mismas...

- Estaremos en contacto- Kagome habla con una sonrisa en sus labios.

 

Ambos youkai asienten y se retiran del lugar, Kirara se acerca hasta Kagome y le ronronea.

 

- Jejejejeje eres lindo!

- O.O nunca he tenido la oportunidad de ver un gato de las montañas de fuego, como ahora claro está- dice Miroku asombrado a la mascota de Kagome.

- Mou! Realmente es muy cariñoso- carga al animalito yse lo acerca al houshi-... vamos intenta acariciarlo!

 

El monje obedece y cuando su mano estaba cerca del hocico del animalito...

 

- ARGGG!!!!!!!! ToT me mordió!... ¬¬- dice gritando el houshi tras ser mordido por la gatita.

- ¬¬- Kirara por su lado opta por mirarlo de forma amenazadora.

- Hey Kirara! Eso no se hace, eh!- su ama la reprende.

- ¬¬ ese animalito ha dejado de ser lindo- dice Miroku entre dientes y observa la hinchazón donde fue mordido.

- En fin, bueno es mejor que descanse un poco... ya mañana veré ese mensaje.

- Pero.... O.O como puede decir eso????- Miroku no creía las palabras de Kagome, eso era una pequeña irresponsabilidad de parte de la chica de Honshu.

 

Kagome voltea y mira con cara de matarlo al pobre, éste sonríe de nervios y deja ir a la chica, al mismo tiempo Sango estaba de regreso.

 

- Qué pasa Miroku?- pregunta Sango al ver a Miroku suspirando.

- Kouga-sama, le ha obsequiado a Kagome-sama un gato de las montañas de fuego...- dice Miroku mientras se observa su dedo.

- Un gato de las montañas de fuego? Que hermoso!- girta de emoción la chica.

 

Mientras dice eso ve a Miroku con una mordedura en su mano, la ve y...

 

- Demo...

- ¬¬ me mordió! Ni que fuese tan feo!- dice Miroku molesto ante la atitud del animal.

 

Sango decide dejar el tema hasta ahí, algo que a Miroku le molestó un poquito.. después de todo ese día había sido muy agitado para todos.

 

Al día siguiente Kagome como siempre se despierta, es ayudada a vestirse y peinarse. Después de todo eso, ella se encuentra en aquella sala donde había sido el banquete de anoche; claro que no estaba sola... pues Miroku hablaba con ella y al mismo tiempo Sango estaba a su lado.

 

- Y bien, que es eso de ese mensaje...- comenta seria Kagome.

- Bueno, ayer estuve viendo eso y...- dice Miroku ligeramente nervioso.

- Mmm- por su parte, kagome se estaba desesperando.

- Kagome-sama! Tranquila!

- Bueno si es de Kyushu el mensaje pero no lo mandó Naraku-sama- intenta explicar las cosas el houshi.

- Entonces... de quién es?

- ... de... ella- contesta nervioso Miroku.

- O.O de qué tanto hablas?- Sango no entendía la actitud de Miroku.

- Miroku, no entiendo..

 

Entonces el monje se queda con los ojos muy abiertos mientras que una cara de sorpresa se forma en su rostro, luego trata de guardar compostura.

 

- Bueno, veo que Tenno-sama nunca le dijo algo sobre eso.

- O.o ¿?- Kagome no etnendía nada de nada.

-… acaso no recuerda a su hermana? A su hermana gemela- dice Miroku.

 

Hay un gran silencio entre ellos, Kagome parecía decir algo pero se arrepiente... pasa unos minutos que son eternos hasta que ella articula una palabra.

 

- Kikyou..?

- Si! Ella misma, Kikyou-sama!

- Ah! si ya ubico quien es...- comenta Sango mientras hace memoria de quien era.

- u.u gomen... no recuerdo casi nada de ella.

 

Cuando escuchan eso, Miroku y Sango caen al piso mientras que muchas gotitas en su rostro aparecen, Kagome se ríe ante el acto de ambos.

 

- Jajajaja...

 

Al instante, el rostro de Kagome se muestra serio y un poco abrumado..

 

- Claro que la recuerdo...

- Ya se me hacía raro que no lo recordara- dice nervioso el monje.

- Y eso que tiene que ver?- pregunta Sango.

- Quiero ver la carta... ahora!

 

A Miroku no le queda de otra que darle un rollo de color amarillento que Kagome toma, desata el nudo del listón que lo mantenía cerrado y se dispone a leer:

 

Kagome:

 

Espero que estés bien, hasta hace un mes supe la muerte de nuestro padre... siento mucho no poder acompañarte en esos días pasados, pues asuntos importantes me lo impedían, demo estoy en camino a Honshu...

 

Quisiera verlos a todos en mi bienvenida, Kagome, deseo con ansias saber que ha pasado en estos largos años, tan separadas y tan lejos... pues muy bien sabes que por órdenes de nuestro padre no estamos unidas.

 

Nos estaremos viendo.

 

Kikyou

 

Cuando Kagome termina de leer, suspira y el monje y Sango se dan cuenta que Kagome no tenía muy buena cara.

 

- u.u lo que faltaba... mi hermana Kikyou vendrá de visita.

- QUÉ????????- grita Sango.

- u.u oh my god, eso significa que...- Miroku se sentía mal tras escuchar esa noticia.

- Te entiendo a la perfección, demo no nos queda de otra que preparar todo... si dices que esto llegó anoche... eso significa que dentro de tres días estará por aquí- dice Kagome mientras tranquiliza a Miroku.

 

Y de esa forma ellos siguieron hablando un poco, pero...  no muy lejos de ahí, de nuevo esa extraña silueta se encontraba observando su alrededor, de nuevo sonríe..

 

- Bien, todo está saliendo a la perfección...

N/A:

Kirara: como todo mundo sabe... Kirara es la gatita(o gatito) de Sango en Inuyasha, bueno pues aquí es un gato de una zona donde vive Kouga, pero estos seres tienen la tendencia a ser uraños con los hombres...la actitud de Kirara está basado en el mito de los unicornos: esos caballos blancos con un largo cuerno en su frente, ya que estos seres se acercan a las damiselas vírgenes, niños o a las personas con corazón puro... ya sea de frente o por medio de los sueños; pero OJO no lastimaban a los hombres, porque no es su naturaleza pero no se les acercaba mucho... aquí Kirara si los muerde!XD

Continuará

regresar a principal